Ordinario Nº 318 de Servicio de Impuestos Internos, 07/02/2024 - Doctrina Administrativa - VLEX 1005594074

Ordinario Nº 318 de Servicio de Impuestos Internos, 07/02/2024

Fecha07 Febrero 2024
Número de oficio318
MateriaRenta – Ley sobre Impuesto a la – Art. 21, Art. 31, Art. 33 N°1 Letra G)-
RENTA LEY SOBRE IMPUESTO A LA ART. 21, ART. 31, ART. 33 N°1 LETRA G)-
(ORD. N° 318, DE 07.02.2024)
Condonación de deudas que tiene una empresa establecida en el extranjero con una empresa
domiciliada en Chile.
Se ha solicitado a este Servicio un pronunciamiento sobre la situación tributaria de una condonación de
deudas que tiene una empresa domiciliada en Argentina con una empresa acreedora domiciliada en Chile.
I ANTECEDENTES
De acuerdo con su presentación, las empresas AAA, domiciliada en Chile, y BBB, domiciliada en
Argentina, forman parte de una compañía multinacional de servicios biofarmacéuticos. BBB recibe
servicios de AAA y debe pagar el valor de los servicios, así como los reembolsos de gastos asociados a
su prestación.
Señala que, debido a restricciones cambiarias y límites de remesas en Argentina, BBB presenta
dificultades en el pago de sus obligaciones con AAA y otras entidades del grupo.
Para evitar una posible insolvencia de la deudora, el grupo considera condonar las deudas de BBB, lo que
sería soportado directamente por cada condonante. A su juicio la condonación de deudas podría ser
considerada como un gasto deducible, siempre que su realización tenga una razón de negocios, como lo
es una renegociación para un pago futuro, y no se trate de una mera liberalidad, situación que debe ser
probada por el contribuyente, destacando que las deudas a ser condonadas no serían renegociadas ni
reorganizadas, sino que simplemente condonadas.
Tras citar las normas legales y pronunciamientos aplicables1, consulta sobre el tratamiento tributario de
la condonación de honorarios por servicios prestados y de gastos reembolsables adeudados.
II ANÁLISIS
La remisión o condonación de deudas es un modo de extinguir las obligaciones2 y se define como el
perdón de las deudas que hace el acreedor a su deudor e importa la renuncia del primero a los derechos
que le confiere la obligación.
En el ámbito tributario, para calificar como un gasto deducible de la renta líquida imponible, la
condonación de deudas debe analizarse a la luz del artículo 31 de la LIR3.
En particular, el inciso primero del artículo 31 de la LIR precisa qué ha de entenderse por desembolsos
“necesarios” para producir la renta, entendiéndose por tales aquellos que tengan aptitud de generar renta,
en el mismo o futuros ejercicios y se encuentren asociados al interés, desarrollo o mantención del giro del
negocio4.
De acuerdo con esta definición, no sólo son gastos necesarios los desembolsos que generen rentas
gravadas con impuesto, sino aquellos que sean objetiva y razonablemente aptos para generar rentas, sea
en el mismo ejercicio en que se efectúa el gasto o en los futuros ejercicios, aunque en definitiva no se
generen5.
Bajo este contexto normativo, la condonación de una deuda podría constituir un gasto necesario para
producir la renta en caso que, por ejemplo, sea efectuada en el marco de un acuerdo para obtener la
renegociación de algunas cláusulas del contrato, la celebración de uno nuevo o cualquier motivo que
efectivamente beneficie el desarrollo o mantención del giro del negocio y no constituya una pura
liberalidad por parte del acreedor6.
En el caso consultado, y de acuerdo a los antecedentes proporcionados, de la condonación no se vislumbra
beneficio alguno para el desarrollo o mantención del giro de la empresa acreedora, de modo que no se
1 Cita oficios N° 2285 de 2020 y N° 1816, de 2022 [SIC]. Este último, se entiende referido al Oficio N° 1868 de 2022.
2 N° 4° del artículo 1567 del Código Civil.
3 Estos requisitos son: que se trate de gastos necesarios para producir la renta, que no hayan sido rebajados como costo, pagados o adeudados
durante el ejercicio correspondiente, y que se acrediten o justifiquen en forma fehaciente ante el Servicio.
4 Ver instrucciones en la Circular N° 53 de 2020.
5 Además de la aptitud o potencialidad de generar rentas, los desembolsos deben estar asociados al interés, desarrollo o mantención del giro o
negocio, sea que su origen provenga o no de una obligación contractual. Luego, si bien hay gastos que son transversalmente necesarios para el
desarrollo de las actividades económicas o para los distintos contribuyentes, por regla general la “necesidad” del gasto deberá determinarse
considerando, en los hechos, el giro del contribuyente o la actividad económica que realiza, entendiendo que son necesarios los desembolsos que
tienen por objeto el desarrollo y la mantención del giro o actividad de la primera categoría, lo que comprende también la realización de nuevos
proyectos o actividades económicas que se tenga interés en desarrollar.
6 Oficio N° 2285 de 2020. Ver también Oficio N° 2623 de 2021.

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR