Sentencia nº O-267-2013 de Juzgado de Letras del Trabajo de Temuco, 13 de Agosto de 2013 - Jurisprudencia - VLEX 571020922

Sentencia nº O-267-2013 de Juzgado de Letras del Trabajo de Temuco, 13 de Agosto de 2013

Fecha de Resolución13 de Agosto de 2013
EmisorJuzgado de Letras del Trabajo de Temuco
ProcedimientoOrdinario

Temuco, trece de agosto de dos mil trece.

VISTO, OIDO Y CONSIDERANDO:

PRIMERO

Que en estos autos Rit O-267-2013, ha comparecido don C.A.M.S., empleado, domiciliado en Calpucura 475, S.R., Temuco, deduciendo demanda de Indemnización de Perjuicios por accidente laboral en Procedimiento de aplicación general, en contra de EULEN CHILE S.A., empresa de servicios de limpieza y mantención menor, representada par A.M.C., factor de comercio, ambos con domicilio en AVENIDA SAN MARTIN 0102, TEMUCO.

Funda su demanda en que el 18 de diciembre de 2012 comenzó a trabajar para la demandada como auxiliar de aseo, teniendo como remuneración mensual la suma de $193.000 más un bono de asignación y desempeño por la suma de $23.250, uno de colación por $3.500 y uno de movilización también por $3.500. Su jomada era la ordinaria y su lugar de trabajo es el establecimiento ubicado en avenida San Martin 0102 de Temuco.

El día 28 de enero de 2013, en su lugar de trabajo, dentro de mi horario de trabajo, fue trasladado junto con una cuadrilla de otros trabajadores en un vehículo de la empresa a la comuna de Ercilla a realizar labores de aseo en la Caja de Compensación Los Héroes de dicho lugar (según le informaron). Previo a la salida, se le encargó reunir materiales de aseo para dicha función los que se encuentran almacenados en bodega que se ubica en el segundo piso de las oficinas ubicadas en Av. S.M. 0102 de Temuco.

Fue en ese momento la supervisora (coordinadora) Sra. R.C. le solicitó abrir la bodega para reunir los materiales de trabajo antes señalados y al percatarse que la puerta se encontraba cerrada, luego de varios intentos, la supervisora le ordenó acceder a la bodega a través del techo del patio del primer nivel, al cual se puede acceder desde la ventana del baño de mujeres, por lo que procedió a sacar el cuerpo por la ventana del baño, posándose sobre el techo mencionado el cual cedió rompiéndose la superficie del techo, cayendo desde una altura de 2.40 mts. aproximadamente.

El techo se encuentra construido de una estructura frágil, con débiles cerchas de listones que lo sujetan, que no otorgan la firmeza suficiente para permitir el desplazamiento de una persona sobre éste. Asimismo las planchas del techo, tipo tragaluz, se encuentran desgastadas y/o quemadas por el paso del tiempo, lo cual las ha reblandecido facilitando su ruptura y ocasionando mi caída.

Con posterioridad a la caída se puso de pie, con un fuerte dolor en el antebrazo, siendo trasladado en un vehículo de la empresa directamente a la ACHS donde fue atendido, dejándolo en observación para ser dado de alta al día siguiente, ordenándosele un reposo en mi domicilio, con el diagnostico de lesiones múltiples, contusiones, sin que se produjera fractura.

El Fiscalizador de la Seremi de Salud, don W.R., concurrió de manera previa a la Inspección del Trabajo, instruyendo sumario sanitario por: 1. Bodega sin pared externa, 2. Techo en mal estado de patio de luz, 3. Puerta de bodega reparada con alambre, 4. Deficiente iluminaci6n oficina RRHH, 5. Desorden generalizado del lugar de trabajo.

En cuanto a la inspección del Trabajo, esta cursó multa por no mantener el empleador las condiciones adecuadas de higiene, salud y seguridad al no identificar los peligros y evaluar los riesgos que están presentes en el lugar de trabajo al instruir a la realización de acciones riesgosas, lo cual tuvo por efecto el accidente grave consistente en la caída en altura, al ordenársele acceder a la bodega por el techo, desde la ventana del baño, el cual cede ocasionando la caída.

Como consecuencia del accidente, hasta el día de hoy sufre constantes dolores en su brazo y pierna y está sometido a tratamiento en un centro de salud donde tiene que recurrir constantemente. Asimismo, al parecer sufrió un golpe en la cabeza que no consideró de gravedad, pero que hoy acarrea fuertes dolores y repentinos mareos.

Por otra parte, sufrió daño sicológico consistente en angustias al ver que mi estado Físico no es bueno y no puede tener acceso a trabajos que impliquen actividades de fuerza, cual era su campo laboral habitual. Asimismo, el tener que recurrir constantemente a centros médicos de atención pública le ha traído un menoscabo constante y reiterado a su autoestima, ya que como es público y notorio el trato en dichos organismos no es de lo mejor lo que se verifica en largas jornadas de espera, citaciones a horas médicas que luego no se realizan, tratos despectivos y otros y, junto con todo lo anterior, las limitaciones físicas le han hecho objeto de burlas entre sus colegas de trabajo, aunque, al día de hoy ya no cuenta con un empleo y se le hace difícil acceder a uno.

Como antecedentes de derecho invoca el artículo 5 inciso 1 de la Ley 16744 que define por accidente del trabajo toda clase de lesión que una persona sufra a causa o con ocasión del trabajo. Por su parte el artículo 68 del mismo cuerpo normativo dispone que las empresas o entidades deberán implementar todas las medidas de higiene y seguridad en el trabajo que les prescriban...

Es evidente que las órdenes le fueron impartidas no consideraron en lo más mínimo las normas de seguridad básicas.

Alega que ha sufrido un daño moral, citando la definición que da el profesor A. A. R.: "como todo detrimento, perjuicio o menoscabo, dolor o molestia que sufre un individuo en su persona, bienes, libertad, honor, crédito, afectos, creencias, etc.", agregando que el "daño supone la destrucción o disminución, por insignificante que sea, de las ventajas o beneficios patrimoniales o extra patrimoniales de que goza un individuo." En una concepción más amplia, el profesor R.D.Á. dice que el daño "implica la privación de algún bien, de un derecho o la alteración de alguna situación jurídica o lesión de un interés, presente o futuro”.

Otra postura hace equivalente el daño moral al pretium doloris definiéndolo como el "sufrimiento, dolor o molestia que el hecho ilícito ocasiona en la sensibilidad física o en los sentimientos o afectos de la persona". Considerando la naturaleza de los derechos lesionados, se puede conceptualizar al daño moral como aquel que lesiona los derechos personalísimos o de la personalidad. Una definición más amplia es la que postula que el daño moral es aquel que "consiste en una lesión a un derecho extra patrimonial". Por último, centrándonos en la naturaleza del interés lesionado y en la extra patrimonialidad del bien jurídico afectado, se ha definido el daño moral por la doctrina de la jurisprudencia mayoritaria de nuestro país como: "sufrimiento, dolor o molestia que el hecho ilícito ocasiona en la sensibilidad física o en los sentimientos o afectos de la persona, el daño moral como "el menoscabo o lesión a un interés no patrimonial provocado por el evento dañoso". Para esta tesis la diferencia entre el perjuicio material y el moral se fundamenta en la distinta naturaleza de los intereses lesionados, patrimoniales en el material y extra patrimoniales en el moral. En nuestra doctrina, el daño moral ha sido definido por D.S. como "la lesión a los intereses extra patrimoniales de la víctima, que son aquellos que afectan "a la persona y lo que tiene la persona, pero es insustituible por un valor en moneda, desde que no se puede medir con ese elemento de cambio".

Por su parte, C.D. lo conceptúa como "todo menoscabo de un bien no patrimonial o a un interés moral por quien se encontraba obligado a respetarlo, ya sea en virtud de un contrato o de otra fuente”. F.L. lo define como aquel que se causa con motivo de la ejecución de un hecho ilícito, el incumplimiento de un contrato o la frustración de la relación en su etapa precontractual, siempre que se afecte a la persona o se vulnere un bien o derecho de la personalidad, o un derecho de familia propiamente tal."

Por su parte, D. Á. señala que nuestra Constitución consagra plenamente el "Principio de Reparación Integral del Daño", tanto respecto del daño moral en los numerales 1° y 4° del artículo 19, como en 10 referente al daño patrimonial en el numeral 24° del citado artículo. Asimismo que la protección frente a la vulneración de los derechos fundamentales corresponde a una corriente de pensamiento universal, como se desprende de diversos acuerdos internacionales, como por ejemplo en la Declaración Americana de los Derechos y Deberes del Hombre, que en su artículo 5° establece que "Toda persona tiene derecho a la protección de la ley contra ataques abusivos a su honra, reputación y a su vida privada y familiar”, y el Pacto de San José de Costa Rica que en su artículo 11 dispone que toda persona tiene derecho al respeto de su honra y al reconocimiento de su dignidad.

En su caso, el daño es un detrimento y perjuicio psicológico y físico derivado del accidente, siendo las normas comunes de la responsabilidad las que hacen indemnizable este daño, principalmente las referidas al principio de reparación integral del daño, arts. 2314 y 2329 del Código Civil.

Solicita, en definitiva, que se acoja la demanda y se declare:

  1. - Que la demandada es la responsable de los hechos referidos en el libelo y en consecuencia, responsable por el accidente que da origen a estos autos y que a su turno, es el que ocasiono los denos causados que se demandan.

  2. - que en virtud de las responsabilidades antes descritas se debe condenar a la demandada al pago de las siguientes indemnizaciones en virtud del accidente: - $5.000.000.- (cinco millones de pesos) por concepto de daño físico, y - $10.000.000.- (diez millones de pesos) por concepto de daño moral.

  3. - Todo lo anterior sin perjuicio de las facultades del tribunal para determinar los montos y conceptos que estime pertinentes de acuerdo a derecho.

  4. - Las costas de la causa.

SEGUNDO

Que la...

Para continuar leyendo

Solicita tu prueba

VLEX utiliza cookies de inicio de sesión para aportarte una mejor experiencia de navegación. Si haces click en 'Aceptar' o continúas navegando por esta web consideramos que aceptas nuestra política de cookies. ACEPTAR